• Inicio Sugerir Modificar

La noche del virgen


Cartel de La noche del virgen

Nico, un ingenuo veinteañero, sale dispuesto a perder la virginidad a toda costa esa misma noche. En medio de la fiesta, su mirada se cruza con Medea, una pícara y atractiva mujer madura. El feeling es inmediato, y Medea acaba llevando a Nico a su piso. Una vez en casa de Medea, Nico descubre poco a poco que su anfitriona no es una mujer corriente. Sucesos extraños comienzan a tener lugar... hasta que, finalmente, lo que prometía ser un épico estreno sexual lleno de lujuria y desenfreno termina convirtiéndose en su peor pesadilla. Una pesadilla repleta de sangre, sudor....y flujos variados.

     Título original: La noche del virgen
     Año: 2016
     Duración: 118 min.
     Nacionalidad: España
     Género: Comedia. Terror

 

Comentario

La Noche del Virgen es un largometraje peculiar, difícil de catalogar, atrapado entre distintos géneros.

La Noche del Virgen es una película de género fantástico, en el que el protagonista parte de lo cotidiano para enfrentarse a una situación propia del subgénero de la brujería y las posesiones, donde se dan cita cuentos mitológicos y recónditas profecías.

La Noche del Virgen es también un film de terror y horror. Se apropia de elementos de ambos géneros: del el tono enrarecido y los espacios claustrofóbicos del primero, así como la sangre, la casquería y la escatología del cine de horror, el gore y la serie B. Todo ello con un estilo anacrónico que homenajea al cine de género de los 80.

Sin embargo, La Noche del Virgen es ante todo una comedia, una mezcla de tonos y géneros que son siempre siempre filtrados a través de la parodia, la irreverencia y la autoconsciencia irónica. Una visión perversa de la comedia juvenil (basada en adolescentes sedientos de sexo), que se retuerce para escarmentar a su protagonista sometiéndole a una tortura llena de sangre, sudor y flujos.

La Noche del Virgen es, en definitiva, lo que sucedería si los protagonistas de American Pie se colasen, por error, en una película de Cronenberg, de Rob Zombie o de Sam Raimi.

Una película inclasificable, una odisea desvergonzada, paródica y autoconsciente; una mezcla de tonos y referencias que pervierte los géneros, que se sabotea a sí misma, y que agrede al espectador.